Un Estado paralelo en la Patagonia, por Juan Grabois. Joe Lewis ya es amo y señor en Río Negro

También te podría gustar...

Loading Facebook Comments ...

3 Respuestas

  1. Heinrich F. Wiedemann dice:

    El sistema que odia al pueblo en general, tiene especial aversión hacia los habitantes de la Patagonia y por ello hace todo lo posible por expulsarlos. Son “testigos molestos” no ya de una invasión con fuerzas militarizadas, bandera y banda, sino de los “negocios” a que dá lugar la entrega de tierras y recursos “inversores” y “grupos de finanzas” internacionales.
    De ahí sus acciones concretas. Entre otras, la paralización de las obras de la Ruta Nacional 40 entre Lago Cardiel y Tres Lagos, a fin de 2015, ante la falta de pago que fuera consecuencia de la congelación de fondos por parte de la administración Macri. Hasta ese momento se estaba trabajando.
    Inexplicablemente (o no tanto, si se tiene en cuenta que sobre el perjuicio de muchos se generan negocios para pocos), la gestión Macri mantiene paralizadas imprescindibles obras viales, como la de la Ruta Nacional 40, la de mayor longitud en la República Argentina, ya que siguiendo prácticamente la línea de la Cordillera de los Andes, recorre 5301 kilómetros desde el extremo sur, Cabo Vírgenes (Santa Cruz) hasta el norte, en el límite con Bolivia en la ciudad de La Quiaca (Jujuy) siendo, de hecho, el equivalente de la mítica Ruta 66 (U.S. Route 66, The Mother Road of America) de los EE.UU. y es una de las de mayor atracción para los motociclistas del mundo entero. Es habitual encontrar a muchos que, procedentes de Europa, los EE.UU. y Australia, la recorren, sobre todo, en las provincias patagónicas.
    En la provincia de Santa Cruz está prácticamente asfaltada en su totalidad, salvo en el tramo que se extiende desde poco después de la salida sur de Gobernador Gregores hasta la altura del lago Cardiel-Estancia La Guillermina, a unos 40 kilómetros hacia el norte de Tres Lagos.
    Desde fines del año 2015, cuando tomara impulso la persecución penal contra Lázaro Baéz con relación a la empresa Austral Construcciones, S.A., las obras de pavimentación se encuentran paralizadas, tanto el la ruta nacional 40 como en la 288 que vincula Tres Lagos y la zona cordillerana con Comandante Luis Piedrabuena, Puerto Santa Cruz, el litoral atlántico y la ruta nacional 3, en el este provincial.
    La paralización afecta, incluso, aquellos tramos en los que se han realizado capas de pavimentación (muchos kilómetros, sobre todo en la ruta nacional 288), obras para los puentes y otras que se están perdiendo con el avance de la naturaleza sobre ellas.
    Inexplicablemente, pese a la existencia de obradores, sin actividad desde hace aproximadamente un año; repletos de materiales, vehículos y maquinaria vial, y otros elementos. Sin que desde el Estado nacional se haya realizado acción alguna, ni siquiera una presentación en sede judicial para continuar las obras aprovechando, incluso, materiales y vehículos existentes y utilizar vehículos y materiales existentes; elementos que siguen arruinándose sin uso, mantenimiento ni cuidado alguno.
    Santa Cruz es la segunda provincia en extensión territorial de la República Argentina, tras la de Buenos Aires. Santa Cruz, con 243 943 km²; Buenos Aires, con 307 571 km² . Prácticamente despoblada, la primera no llega a los 350.000 habitantes, mientras la segunda ronda los 17.000.000.
    Santa Cruz es una provincia riquísima en recursos naturales, sobre todo, los minerales, como los del petróleo y otros prácticamente desconocidos, aún en la República Argentina, como los yacimientos de minerales preciosos, entre ellos el de Cerro Vanguardia, al noreste de Gobernador Gregores donde, en silencio, se alza un gran complejo minero que ni siquiera produce en beneficio de la Nación porque, como la mayor parte de los yacimientos de éstas características, están en manos de corporaciones de origen británico con sede en distintos territorios del Commonwealth, a las que fueran entregadas http://bit.ly/2ihkQrX . Contando, además, con enormes reservas de agua dulce, de las más importantes en el mundo, que son otro objetivo en el “mundo de los negocios”, como abiertamente lo reconociera la transnacional Nestlé cuando, siendo su presidente-director general (PDG) el austríaco Peter Brabeck-Letmathe, considerara que el agua no es un derecho, debería tener un valor de mercado y ser privatizada. http://bit.ly/2j8AYQK

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.