Perón y la columna vertebral del Movimiento Obrero. Por Ricardo V. López

También te podría gustar...