Legislatura porteña aprueba la “Ley de Reconocimiento Facial”. Fuertes críticas por el avance sobre derechos de privacidad